Aves en Cuarentena

Desde el 20 de Marzo decidí comenzar una cuarentena voluntaria, debido a la pandemia de coronavirus. Si bien estoy a pocos meses de cumplir 60 años de edad, sufro de hipertensión arterial y algo de hipertrofia del músculo cardíaco, producto de la misma hipertensión. En fin, como pensé que el virus no es capaz de decidir «Oh, aún no tienes 60 años, por lo que no seré tan agresivo contigo y te dejaré vivir», es que inicié la cuarentena y 50 días después aún la mantengo. He salido en unas pocas ocasiones al supermercado, a sacar la basura a la entrada del condominio y una vez a dejar mis perros a la peluquería.

Entonces mi entretención ha sido la fotografía, me he dedicado a fotografiar lo que pueda ver desde la ventana o en el patio de la casa y unos estupendos modelos han sido las aves, que con la llegada de las lluvias y el frío han desaparecido en cantidad, aunque los gorriones y palomas son más resistentes a emigrar.

Gorriones, Palomas Torcazas, Tiuques, Queltehues, Chercán, Golondrina y Colibri, ademas de un Tordo que se dignó aparecer una mañana.

Sin embargo hay un Zorzal que me es esquivo, ya que sólo aparece por el jardín algunas mañanas muy temprano, cuando hay poca luz, y además es bastante quisquilloso, ya que arranca al menor indicio de que alguien aparece. Sin embargo, luego de la última lluvia me puede dar el gusto. Y nuevamente el Tordo.

Y por supuesto nuestros infaltables Gorriones, compañeros de Invierno y Verano de nuestros jardines.